miércoles, 17 de marzo de 2010

Las estatuas horizontales

En una de mis entradas al principio de este blog escribí sobre los padres estatua. Esforzadas personas que para lograr un sueño reparador en su retoño llegan a pasarse años acompañándolos para dormir. Unos lo hacen sentados en una silla, dándoles la mano o no, y otros se meten en la cama con él hasta que se duerma. Esta esforzada actitud puede llegar a durar mucho tiempo -he visto periodos superiores a 8 años.

En lo que se refiere al sueño -y en otros muchos temas- del niño hemos conseguido lo que dijo el poeta Antonio Machado: "Españolito que vienes al mundo te guarde Dios, una de las dos Españas ha de helarte el corazón.". Una, son los seguidores del Dr. Estivill y la otra, los de Rosa Jové. En este tema, en la lactancia materna, en las guarderías y en otros muchos se están formando apóstoles de sus creencias e intolerantes con los demás. Eso crea una crispación y desconcierto entre los futuros padres y en los que ya lo son. No sabemos razonar e intentar comprender las otras posturas.

Un pediatra me ha enviado un vídeo de un padre que se duerme en la cuna "reforzada" de su bebé. Es una "estatua horizontal" llevada al extremo. A unos les parecerá que este padre es abnegado y a otros que "obedece" a su hijo. ¿Usted qué opina?


15 comentarios:

LadyA dijo...

Como usted bien dice doctor, lo mejor es razonar. A mi mi razón me ha llevado a no querer aplicar el método Estivill ( o mejor dicho Ferber, porque el sr. Estivill no ha inventado nada, solo ha copiado un método ya existente ) y he escogido la opción B ( rosa Jové y Carlos Gonzalez ). El porque? pues sencillamente, porque me parecen más respetuosos con los niños, porque Carlos Gonzalez es pediatra y Estivill no, porque no creo que a los niños haya que " aplicarles" métodos como si estuvieran en Guantanamo.... A partir de ahí, cualquier posición es aceptable, ya que cada cual elige lo que considera mejor para su prole....

celeste dijo...

Soy una ex estatua horizontal. Lo único que no me metía en la cuna de mi hija sino que yacía en el suelo. Un día cansada del frío mármol intenté inventar un muñeco para que mi hija se pensara que era yo. Si, siento vergüenza al explicarlo. Mi hija no tragó. Uno de sus rituales era tirarme el chupete a la cara para ver si me movía. Pueden troncharse si lo desean. Ese mismo día mi marido me dijo que la falta de sueño me estaba trastocando. Pocos días después Santi me comentó que si estaba dispuesta a ser estatua años y años, pues fantásico, pero que a los niños había que enseñarlos a dormir. Tengo un montón de amigas embarazadas y con niños pequeñitos. Me divierte descubrir las fases por las que pasamos todas. Leen Rosa Jové, y estivill, y echan pestes del último. Cuando el niño pasa el año y el cansancio físico y psicológico asoma, vas a sus casas y mi pregunta siempre es la misma: ¿Qué bien te duerme el niño, no? ¿Como lo has conseguido???? La respuesta siempre es clónica. "Pues mira, dejándolos llorar un poquito cada día" . A la semana el niño ya sabe que llorando no consigue nada. En fin, cada niño es un mundo, pero yo creo que la falta de sueño de los padres repercute directamente en el estado de ánimo y energía que le brindamos a nuestros hijos durante el día. (Y no digamos al de la pareja. Padres felices, niños felices.

mafalda dijo...

Yo creo, como dice el dr Santi, que el problema no radica en qué método es el mejor, sino en el "fanatismo" con el que los seguidores de uno y otro defienden el suyo y lanzan auténticas pestes a los que optaron por la otra opción.
Desde mi punto de vista, cada niño es un mundo, y como me comenta mi pediatra, la opción que tomemos los padres, si está basada en el cariño al niño, será la buena, se trate del "método", rutina, u opción de vida que sea.
A todos y todas nos falta muchísimo saber escuchar y dialogar con el otro.

Carmen dijo...

Soy madre de una niña china que llegó a mi con dos años y medio. Su necesidad de contacto era y es muy fuerte. Me suelo quedar con ella hasta que se duerme, en su cama. Ella me puede dar un master sobre "dormirse solo" y otro sobre "para qué llorar si nadie viene" así que el Método Stevill no me sirve. El otro.... no lo he leido; algo he oido, pero no lo conozco.
En cuanto al señor del video.... me he reido mucho. Parece que el pobre hombre está desesperado y sin saber que hacer. O deberíamos decir que no sabe QUE MÁS hacer....

Anónimo dijo...

De acuerdo con que polarizar (y en estos temas siempre se acaba en una discusion con dos bandos claros no sirve de nada.

Otra cosa que me parece importante es que los ninyos pasan por diferentes etapas y tienen diferentes necesidades dependiendo de la edad.

Mis hijas de pequenyas (hasta los 2 anyos) tenian una necesidad de contacto fisico muy fuerte y se dormian conmigo a su lado, cantando, haciendoles caricias, o de mas mayores contando un cuento. Y a veces me estiraba con ellas.

Lo importante es mantener esto como una etapa, que no es para siempre. a medida que se hacen mayores se les explica que se esta muy bien en su cama solitas. y asi, a partir de los 2 anyos y medio esa necesidad que era tan fuerte al principio deja de serlo y se durmen como yo creo que ha de ser, las acmopanyo a su habitacion, se tumbam, les explico un cuento, les doy un beso, apago la luz y se duermen.

He pasado por todas las etapas, dormirse en mis brazos, darme la mano, pedir muchos abrazos, que me estire con ellas... pero ninguna ha sido eterna y acaba cuando tiene que acabar.

Tambien decir que igual que el ejemplo del video me parece extremo igual lo es el que promueve dejar alos ninyos o bebes en su cuna a las 7 y media, cerrar la puerta de la habitacion y no abrirla hasta la manyana, que tambien hay quien dice que es "como se ha de hacer" porque los ninyos son manipuladores etc etc etc... los extremos son siempre peligrosos y se pueden ridiculizar ambos extremos.

Tan malo es acabar siendo una estatua horizontal como pretender dormir todas las noches del tiron como cuando no se tenian ninyos cuando tienes un bebito en casa. Para eso no tenerlos.

Montse Toledo dijo...

Soy madre de un niño de ocho meses que se duerme solo en su cuna, durante toda la noche y por regla general sin problemas.

Hasta llegar aquí hay ocho meses. El primer mes no dormiamos nada y como así no se puede vivir decidí comprar el libro de Estivill. Haciamos todo lo que no se debe hacer: en nuestra habitación, con una luz, corres cada vez que se mueve, le duermes en brazos, cantando, etc.

Después de leer dos veces el libro, decidí seguir las recomendaciones, sin necesidad de grandes lloros, solo de protestas. Hoy por hoy, lo MEJOR que pudimos hacer por él y por nosotros. No sigo el libro al 100% pero si asumí la filosofía que sigue.

Por mi experiencia, recomiendo el libro desde el primer día, eso sí, sin obsesionarse.
Para hacer la reeducación, hay que tener valor y estar muy concienciado para no flojear.

lich dijo...

Para el último comentario. Si quieres aplicar Estivill, hay que leer el libro, y bien se indica que no hay que aplicarlo a recién nacidos.
Ahora te parece que le has hecho un favor a tu hijo, pero ya veremos que pasa cuando crezca.
Cuando tienes un hijo puedes decirte por hacer aquello que es bueno para tu hijo, o lo que es bueno para los padres, pero para lo último, entonces no tengas hijos, y sigue como estabas

Elias Gràcia dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Elias Gràcia dijo...

Nuestra hija durante sus primeros 3 meses de vida durmió en mis brazos y cuando Santi nos dijo ahora! hicimos el método Estivill (fueron 2 días) pero ahora después de 7 años, duerme sola, con la luz apagada, puerta cerrada y 12 horas. Así que Ole! Y hemos vivido en países distintos, hoteles y un millón de casas diferentes. Eso sí, siempre con su Doudou (o muñeco de referencia como bien nos indicó el Dr.).

EVA dijo...

Me he reido mucho con el papa dentro de la cuna, me ha recordado tiempos pasados pues ahora mi hijo ya tiene 9 años y desde los 3 duerme solito, sin luz y de maravilla. Yo no me metí en la cuna porque a los 6 meses lo saqué de ella por que no la usaba claro, usaba mis brazos, mi cama, su cama... cuando llegué a los 2,5 edad tube que poner manos al asunto, pues como comenta Celeste mi cansancio repercutía en el día a día de mi bebe. Estoy deacuerdo que ningún extremo es bueno, pero lo que está claro que al igual que les enseñamos a comer, hablar, andar y demás hay que enseñarlos a dormir, cada cual que elija el método que crea más apropiado. Buenas noches y felices sueños!!!!

Juan dijo...

Pos sí, pareciera que ni una discusión entre un afín al PP y otro al PSOE produce tanta crispación como una entre los afines a Estivill y los de C. González.

Montse Toledo dijo...

Para lich:

Creo que un comentario en un blog comentando mi experiencia no te da la sufienciente información como para juzgarme y decir que no debería haber tenido a mi hijo.

Yo NO he hecho una reeducación con mi hijo, sino una EDUCACIÓN siguiendo las recomendaciones que el libro explica para la etapa de 0 a 3 meses y de 3 a 6 meses. La reeducación se hace a partir del sexto meses si no se ha conseguido la educación en el hábito del sueño.

Siento haberte molestado con mi comentario, pero me he visto en la necesidad de explicarme después del ataque que me has hecho.

Lo siento.

Anónimo dijo...

I was looking for Necklaces and was wondering if Charlotte Russe is the best designer for Necklaces?

Ana R. dijo...

A mí sólo se me ocurre que nuestras abuelas no tenían ningún método y criaron a muchos hijos, la mía concretamente a 8. Sinceramente, me asusta el maniqueísmo de la sociedad actual, no sólo respecto a esto, sino respecto a todo. O eres de los unos o de los otros y la gente, en lugar de dejarse llevar un poco por el sentido común se vuelve una fanática de las ideas de otro. El equilibrio siempre es mucho más saludable para todo. En fin, enhorabuena por tu blog :)

paulenka dijo...

hola, aunque ha pasado tiempo desde que se publicó la entrada, no quiero dejar de comentar mi propia experiencia. A partir de ella es que puedo comentar que el método Estivill me parece una salvajada, en tanto que obliga al bebé a asumir hábitos para los que no está preparado aún. Con mi hija hicimos todo lo que se considera "mal": dormir en brazos, de pie o sentada, dormir con la teta, dormir en nuestra cama, dar la teta durante la noche, etc. Cuando la desteté (15 meses) se despertaba para pedir agua, hace un mes que se duerme en su cama conmigo a su lado cantando, y dos semanas (tiene ya 17 meses) que duerme toda la noche (de 21:30 a 8:00) sin despertarse y en su cama. Jamás la dejé llorando, siempre que se levanta cuando estamos en proceso de dormir le vuelvo a explicar que es la hora de dormir, y que se tiene que acostar. Me parece que lo más importante es respetar el horario, hacerle compañía mientras la requiera, y esperar a que su cerebrito vaya cambiando y madurando hacia otros estados. Cuando un bebé es un bebé sólo se le puede pedir que actúe como tal, y si bien es difícil determinar cuándo deja de ser un bebé y cuándo comienza a ser un niño/a, cada progenitro debería saber en qué etapa está su cachorro y actuar de acuerdo con sus necesidades. Creo yo que eso no es ninguna dictadura del bebé.