sábado, 29 de mayo de 2010

Un buen libro de Kati J. Kemper

Mi admirada Kati J. Kemper es una pediatra atípica. Fue la presidenta de la sociedad que engloba a todos los pediatras americanos y respetada por todos está dedicando su vida a la medicina integrativa u holistica. Cuando leí su libro para padres "The holistic pediatrician" inmediatamente sugerí su traducción y fue publicado por la generosidad de Ediciones Médici bajo el título "Pediatría integral" pero ha sido un auténtico fiasco económico. Creo que nos adelantamos a nuestro tiempo.

Ahora la Dra. Kemper acaba de publicar el libro que ven en la ilustración adjunta, bajo los auspicios de la Academia Americana de Pediatría, en el que repasa situaciones muy conocidas como TDAH, ansiedad, etc. con un enfoque diferente, valorando muy bien el entorno del niño y sin administración de medicamentos.

He aprendido mucho de la Dra. Kemper y, con este libro, mucho más. Relacionado con la temática del libro en la Reunión anual de la American Psychiatric Association (APA) el día 24 de mayo 2010 se ha presentado un trabajo que ha sido destacado por muchos medión de comunicación médicos que han confirmado un hecho conocido - el tai chi mejora el autocontrol y en la reducción de las alteraciones del ánimo en adolescentes (edad 12-18 años). Ese estudio muestra que la práctica de de tai chi chuan, durante 6 semanas en un campamento de verano controla y mejora el comportamiento en los adolescentes con enfermedades mentales, especialmente en el control del trastorno de por déficit de atención con hiperactividad (TDAH) y también mostraron mejoras en las habilidades cognitivas.

Debido a que el tai chi no tiene efectos adversos y sin costes económicos importantes, es una forma de tratamiento alternativo, especialmente para pacientes con intolerancia a la medicación para el TDAH o aquellos cuyos padres se oponen al uso de medicamentos, o como una manera de mantener un estado de equilibrio mental relativo. Mi opinión personal es que el tai chi es bueno, pero creo que cualquier tipo de actividad que regule la disciplina - como la danza, coral, karate, judo- mejoran el TDAH y así se lo recomiendo a mis pacientes.

Por desgracia, que yo sepa, no se traducirá al español.