martes, 16 de junio de 2009

Aborto, el menor maduro y ¿el adulto maduro? (1)

¿Quién es una persona madura? ¿Yo, por mi edad? ¿Usted, por la suya? La vida nos muestra que siempre va por delante de la ética, del derecho y de la justicia. Siempre se legisla tras el planteamiento de un problema y la ética intenta moderar la conducta del hombre. Lo que ayer era denostado hoy es aceptado. ¿Quién discute la fertilización in vitro? ¿Se escandaliza uno si se habla de la eutanasía? ¿Los homosexuales- varones y hembras- tienen derecho a casarse y a vivir juntos? ¿Y a adoptar niños? ¿Se discute la muerte cerebral para realizar un trasplante? Cuando no hay actividad cerebral se admite que no hay vida aunque el resto del cuerpo funcione.

Es difícil separar la vida de la religión, ¿Por qué soy católico no practicante? Sencillamente porque nací en España, eso sí concebido en Cangas de Morrazo (Galiza) motivo por el que me pusieron de nombre Santiago. Si hubiera nacido en Arabia no sería católico. Uno es, en general, según lo que le ha tocado "mamar" desde pequeño. Y a los que me leen les habrá pasado lo mismo. Para unos la vida vale mucho y para otros poco, depende de donde se haya nacido.

La polémica del aborto tiene un planteamiento muy sencillo; unos creen que cuando se unen dos células ya hay vida y otros no. Hoy no tengo tiempo escribir mucho pero sí les adelanto que yo estoy a favor, con muchas limitaciones, que nada tienen que ver con la religión y que ya iré explicando. Si un cuerpo adulto está muerto cuando su cerebro deja de funcionar es fácil comprender que dos células que se unen no tienen actividad cerebral (porque no hay cerebro todavía) y es materia viva pero no es vida.

¿Tantos años de practicar la medicina me han vuelto insensible?. Al contrario, he visto cosas que ustedes ni se imaginan y también las he vivido personalmente. El tiempo me ha enseñado a ser tolerante y a expresar mi opinión, no a emitir sentencias.

Continuará.

17 comentarios:

Anónimo dijo...

Estoy de acuerdo con usted en que dos células no son todavía un ser humano y ni tampoco lo es un feto durante los primeros meses de gestación. Sin embargo, yo creo que la polémica de la nueva ley del aborto surge a partir de que una niña -y subrayo NIÑA- abortará con la misma facilidad con que uno va al dentista. Sin control ni limitaciones.

Desde el momento en que se entera de que está embarazada, la NIÑA está expuesta al miedo de dar a conocer al mundo su prematuro embarazo (gran bronca preliminar de los padres, "el que dirán" y ser el blanco de los cuchicheos en el colegio, vecindario, etc.). A esas edades, eso es lo que puede preocupar a una niña. El problema viene después de abortar, cuando la niña se va haciendo adulta y se hace consciente de lo que ocurrió. A partir de ahí, hablamos de las secuelas psicológicas: pensar que has matado a tu hijo/no has dado la oportunidad de vivir a un hijo tuyo, porque no has sabido enfrentarte o porque fuiste una estúpida inmadura. Este sentimiento te acompaña siempre y la hará hasta el fin de tus días.

No hablo por propia experiencia, pero sí por la de una muy buena amiga que se provocó el aborto (sin saberlo sus padres y arriesgando su propia vida) a la edad de dicisiete años. Pocos años después tuvo que ingresarse por depresión profunda.
Hoy, tanto ella como sus padres -cada uno se culpa de ello a su manera- continúan lamentándolo

Saludos, M.

pacofer dijo...

Estoy completamente de acuerdo con el tío santi.... si, caramba, este hombre solo dice perlas... pero también estoy de acuerdo con la anónima del primer comentario.
Lo que se debate en la actualidad no es un sí o un no al aborto, eso ya es agua pasada...bueno, más o menos, pero como bien dice usted, el tema da para muuuchas ruedas.
Lo que se debate en la actualidad es la incomprensible ceguera de unos 'liberales' que quieren educar a nuestros hijos como les parece, y a mis hijas, señor, la educo yo, con ayuda de mi familia, pero no zapatos ni barbas.
Es un TREMENDO disparate dejar en manos de crías de 12-14 años algo que puede marcar el resto de sus vidas. No por lo que hacen, sino por las consecuencias que trae, de salud, de prevención de enfermedades venéreas o peores, de responsabilidad y sentido común, en fin, que ya lo he dicho, si una niña necesita la firma de sus padres en el boletín de notas, pero puede ir a la farmacia cuando le plazca sin control alguno... algo no va bien en este libertinaje.

Saludos.

Anónimo dijo...

Precisamente de eso se trata, la menor tendrá opción, que no obligación, de elegir lo que quiere hacer.

Si la niña decide continuar su embarazo, o interrumpirlo de común acuerdo con sus padres nada cambiará respecto a la situación actual, nadie le impedirá pedir ayuda y apoyo a la familia.

El gran cambio viene en las situaciones en que la niña está segura de que quiere abortar pero no quiere comunicarlo a la familia por miedo, o cuando el autoritarismo de los padres no le deje elegir. Con la situación actual la niña, desesperada y sin recursos económicos, acabará, posiblemente poniéndose en manos de vaya a saber qué carnicero, que haría una intervención ilegal, a escondidas y vaya usted a saber en qué condiciones. Con la nueva ley, si se diera este caso, la niña tendría opción (repito opción, que no obligación) de ir a una clínica legal donde se le practique el aborto con todas las garantías sanitarias y legales.

pacofer dijo...

Bonito, sr. anónimo, pero poco práctico. ¿que nada le impedirá pedir ayuda a sus padres?... deja usted muchas cosas al azar, y a mi, sobre la vida de mis hijas, no me gusta dejar nada al azar. Tampoco se trata de hablar sobre el buen rollo padre-hija, de eso ya hablaremos otro día. Que no, que estamos hablando de responsabilidades, de personitas magníficas, inocentes, maleables y manipulables. Que a veces ser un padre buen rollito no es suficiente, que habrá todo el apoyo, pero ya es tarde, el daño está hecho. Se trata de no dar facilidades, que tener sexo no es un juego con 13 años, es un riesgo, y que ponerlo más fácil no es la fórmula. Que si una niña va a por una pildora significa que está teniendo sexo SIN protección alguna, y eso hoy es un disparate, por mucho que hable con el padre. Que debemos enseñarlos a TENER sexo, no a remediar los descosidos.
Ser liberal no es ser prudente.
Saludos.

Anónimo dijo...

Señor Pacofer, me parece que ya le voy entendiendo...

Usted dice: "deja usted muchas cosas al azar, y a mi, sobre la vida de mis hijas, no me gusta dejar nada al azar" ¿Al azar? No es al azar, señor mio, es a su voluntad, que son personas y tienen cerebrito... y a lo mejor bastante mas maduro que muchos que peinan canas...

Usted dice:"Se trata de no dar facilidades, que tener sexo no es un juego con 13 años, es un riesgo, y que ponerlo más fácil no es la fórmula" ¿dar facilidades? Mire usted, a esa edad se hará sin reparar en las consecuencias, como hicimos todos... no se trata de dar facilidades sino de facilitar la solución cuando el mal está hecho.

Usted dice: "Que si una niña va a por una pildora significa que está teniendo sexo SIN protección alguna, y eso hoy es un disparate, por mucho que hable con el padre" Y eso es mucho presuponer... puede que se pongan medios y haya fallos, que los hay, o que se cometa un error que todos los cometemos. Pero vamos, para evitarlo la dejamos sin pildora y listo, y si no que se hubiera abstenido, ¿no? Eso es como si me dice que deberíamos negar la asistencia a los accidentados que circulaban sin cinturón.

Me parece a mi que a usted lo que le molesta es que sus hijos puedan tomar sus propias decisiones y que tengan autonomía... ¿y sabe que le digo? Que quizás los mas justo sería que quien tome la decisión asuma la patria potestad de la criatura, que decidir sobre la vida de otros es muy fácil.

Por último, solo espero que si tiene usted una hija no pase por ese trance, porque no me da la impresión de que comprensión y apoyo sea lo que va a encontrar... para talibanes como usted está hecha esa ley.

Créame ,el aborto no es un juego, es algo muy duro, tengo varias amigas que han pasado por ello (por otro motivos y a otras edades) y lo sé, y en ese momento lo mejor que se puede hacer es dar apoyo y comprensión, no poner trabas y prejuicios.

lady jekyll dijo...

Estimada Anónima:
Comprendo su punto de vista, pero tengo la impresión de que ha tergiversado usted un poco -por no decir mucho- la opinión del señor Pacofer.

Por ejemplo, en su excelente ejemplo del cinturón de seguridad: "... es como decir que deberíamos negar la asistencia a los accidentados que no llevan cinturón de seguridad".
En primer lugar, no veo que el señor Pacofer haya querido decir eso; esto es, que si las hijas se quedan embarazadas tienen que aguantarse.
Su mensaje más bien es que para evitar disgutos es preferible que se pongan el cinturón de seguridad, o sea el preservativo (es muy distinto a las palabras que usted le atribuye). Tan sencillo. Y estoy de acuerdo con él: el preservativo es un anticonceptivo superimportante, y los jóvenes deberían usarlo con el mismo convencimiento que el cinturón de seguridad en el coche o el casco en la moto.

Además, le recuerdo que el preservativo no sólo sirve para evitar embarazos no deseados, sino para evitar la infección de enfermedades de transmisión sexual, como el VIH, entre las más tremendas (además, en la actualidad, con el aumento de la inmigración han aparecido nuevas ETS).
Independientemente del hecho de que sus hijas sean responsables, la idea de facilitar el aborto a las jóvenes (vía quirúrgica o con la píldora del día después) favorece la siguiente situación (no hablo por sus hijas, sino por muchos jóvenes que tal vez no sean tan perfectos como los suyos): ¿no tienes condón?, bueno, no pasa nada... mañana voy a la farmacia/si tenemos mala suerte ya lo nos apañaremos/lo arreglaremos."

Esta es la realidad. Y la responsabilidad es nuestra y no de ellos, que por muy maduros que sean o parezcan ser a su edad, siguen faltándoles un halo importante de madurez, por mucho que a usted le pese. Está en manos de los padres que pongamos las cosas en su sitio.

PD: Debería usted informarse de los efectos secundarios de la píldora del día después si se consume con cierta regularidad. La píldora del día después NO es un anticonceptivo (por mucho que nos los quieran vender así los políticos) y MENOS un aborto.

Sin otro particular, reciba un cordial saludo.

LJ

pacofer dijo...

Amigo anonimo, la buna Lady me ha ahorrado algunas respuestas, pero aún quisiera matizarle algunas otras.
Se me va usted a los extremos, me tacha de taliban.. en fin, efectivamente usted quiere ir de progre pero no sabe ni en qué puerta tiene puesta la llave.
¿Que una niña de 13 años campe a sus anchas sin control alguno? ¿que tengan autonomía y tomen sus propias decisiones? ¿Tiene usted alguna hija propia, y no me cuente batallas de las de sus amigas?
Usted vive en los mundos de yupi, mi buen amigo.
Yo no quiero negarles nada a mis hijas, quiero EDUCARLAS, PROTEGERLAS y las AMO más que a mi vida. Y cuando llegue el momento volarán, y poco a poco, y tendrán siempre TODO mi apoyo, pero soy su PADRE, y eso a veces conlleva actuaciones que no serán populares, y debo tener el control de lo que sucede, nadie, ningun político ni médico, puede manejar el futuro de mis hijas sin mi consentimiento.
Sigue usted obsesinado con el embarazo y los abortos, y yo nunca he hablado de eso, es la menor de mis preocupaciones. Tener un hijo es lo más grande que puede pasarle a alguien.
Para poder educar, encaminar y orientar a mis hijas DEBO tener cierto control, todo lo demás son pamplinas de 'amiguito de mis hijas' que están muy bien en hanna montana, pero la vida real es algo más complicada.
¿Quiere usted un debate sobre la vida y el aborto? Tengámoslo, pero de lo que yo vengo hablando es del deber que tengo para con mis hijas, la promesa que hice de dar todo lo que esté en mi mano para orientar el arco de sus vidas. Luego soltaré la flecha y volarán, libres, y yo ya poco podré hacer más que mirar y disfrutar de ellas.
Saludos.

Anónimo dijo...

Creo que una de las ideas de base equivocadas en su discurso, Pacofer, es que la ley le quita de las manos la educacion de sus hijas. La educacion de sus hijas sigue en sus manos, y lo que deseamos todos los padres (imagino) es que la educacion que les damos haga que no se encuentren embarazaas en la adolescencia, eso sigue en manos de la educacion que den los padres.

pacofer dijo...

No, no me quita de las manos la educación, claro que no, pero pretende quitarme de enmedio para ciertos aspectos de su vida, los cuales, mientras esté bajo mi tutela, me corresponde a mí (y a su madre, caray, que nunca la nombro, pero cuando digo 'me' digo 'nos')y no al estado, controlar, supervisar y dirigir.
Por supuesto que tengo y debo hacer lo posible para que sepa dirigir su vida, pero empiezo con las cosas muy dificiles, porque muchos factores escapan de mi control, colegio, compañeros, televisión, hoy somos incapaces de controlar y supervisar TANTA información que les llega sin convertirnos en GESTAPO, mi buen tertuliano, no soy un policia, soy un padre amante y preocupado, tremendamente imperfecto y consciente de ello, solo quiero inculcarles a mis hijas los principios, y ellas tendrán que averiguar qué hacer con los siguientes, pero en el interin, la información que yo maneje es básica si me llega a tiempo. Para ello debo controlar sus vidas mínimamente hasta que ellas sepan y puedan caminar solas.
Mi hija mayor, 6 años, aún me pide que le de de comer, obviamente sabe hacerlo sola, pero para ella es un mimo que yo le de la cena. A su lado, su hermana de 2 años come sola, y no permite por nada del mundo que la ayudes, y lo hace estupendamente. Es una situación de celos que manejamos con mucho tiento, pero da una idea de que la madurez no está en la edad, sino que llega cuando se está preparado, y cada niño, educados de la misma manera - mentira, nunca son educados de la misma manera - son completamente diferentes, no podemos llevarlos a todos de la misma manera a una farmacia y darles lo que quieran, ¿entiende usted a dónde quiero llegar y por qué no puedo estar de acuerdo con esta historia?.
Yo entiendo a dónde quiere usted llegar, pero no nos está preocupando lo mismo, a usted le preocupan las libertades y los derechos y todo eso.. a mi me preocupan MIS dos hijas, el resto del rollo social que tenga todo esto, me trae sin cuidado.

Un saludo. Fascinante debate.

Anónimo dijo...

Estimada lady:
Por supuesto que deberían usar el preservativo al igual que el cinturón... pero, si alguien comete el tremendo error de no usarlo o éste se rompe ¿no tiene derecho a poder enmendar su error?

Por otro lado eso de "no pasa nada aunque no tengas preservativo, mañana vamos a la farmacia" es un razonamiento tan absurdo como infrecuente. Y aún así, si alguien lo hiciera una sola vez, tras pasar los terribles efectos secundarios de la píldora del día después, los cuales usted menciona, le aseguro que no le quedarían ganas de volverlo a hacer.

Respecto a las ETS todos estamos muy concienciados, pero curiosamente, el colectivo donde más aumentan es el de varones entre 30 y 40 años con estudios secundarios o superiores. Muy descriptivo.

Estimado pacofer:

Nadie quiere quitarle el control de sus hijas, ni arrebatárselas y manipularlas.
Pero ese control debe venir desde el respeto y el cariño, no desde la mera imposición, aunque, es cierto que hay niños mas dóciles y otros mas rebeldes, y en estos segundos muchas veces no queda otro remedio...
En cualquier caso, coincido con usted en que no todos maduran al mismo tiempo, pero igualmente hay que establecer unas normas comunes para todos ellos, igual que se hace en otros ámbitos de la vida.

EVA dijo...

he disfrutado mucho leyendo este debate!!!

lady jekyll dijo...

¡Por supuesto que debería tener el derecho de poder enmendarlo!!! ¿Acaso he dicho yo lo contrario? Sólo he insistido en la idea de que es preferible no tener que llegar a hacerlo.

Y si usted cree que los jóvenes no se toman muchas veces las cosas importantes a la ligera, anda usted muy desencaminada.

Ah, y en cuanto a la pildora del día después, no me refería a los efectos secundarios del momento del consumo sino a los de largo plazo (en caso de uso reiterado), que son peores.

Pero no voy a aclararle de nuevo mi punto de vista. Creo que en mi comentario anterior queda claramente reflejado qué es lo que me revienta de la nueva ley del aborto y del consumo incontrolado de la píldora.

Un cordial saludo.

pacofer dijo...

"pero, si alguien comete el tremendo error de no usarlo o éste se rompe ¿no tiene derecho a poder enmendar su error?"

!!Por supuesto!!.. ¿Quién lo niega?...

Solo EXIJO estar a su lado.

Saludos.

Anónimo dijo...

Esto es como cuando en el colegio toda la clase se retrasaba un poco para que los que iban mas lentos no perideran el ritmo... Al final quien estaba siguiendo el curso bien era el perjudicado.

Me explico, parece que el problema no es la posibilidad de abortar, pues esa ya se contempla en la ley "antigua". Lo que pasa es que se ha detectadoq ue hay un porcentaje de menores que, llegada la situacion, por el temor a dar al noticia en casa, a la reaccion de los padres y un largo etcetera optan por abortos "caseros", "ilegales"... opciones con muchos riesgos fisicos y psicologicos.

Pues para que eso no se de se crea la "nueva" ley. Parece ser que el problema de origen es demasiado complejo. Las relaciones faliliares. Que si una ninya es madura como para tener relaciones pero no es madura para dar una noticia asi... Y se opta por ofrecerla la posibilidad de abortar sin que lo sepan sus padres. Como si esa opcion fuera mejor. Como si los padres fueran el enemigo.

Puede ser una solucion mejor para quienes esten en ese caso. pero puede danyar a muchas otras para quien la mejor solucion seria dar el paso de contarlo en casa, buscar ayuda de los padres, hablarlo y si se aborta se hace con el soporte moral de la familia.

Aun asi yo entiendo la ley, porque se legisla pensando en la mayoria y no en casos concretos.

Y de todas maneras, eso traumas y problemas de los que se habla de ninyas que abortaron a escondidas... Son por hacerlo a escondidas o por hacerlo sin mas calificativos? Abortar es una decision dificil y traumatica, se haga con o sin soporte familiar.

Anónimo dijo...

He ahí el dilema: a esas edades son maduros para unas cosas y para otras no.

¿Entonces, si una niña de quince años es tan madura mentalmente como para tomar una decisión de esta índole, no debería ser juzagada como un adulto en caso de delito?

Es decir, ¿si los jóvenes de esas edades cometen delitos, como pegar a un profesor o dar una paliza a un compañero hasta dejarlo inconsciente, no deberían ir a prisión?

Óscar R.

Anónimo dijo...

SOY UNA MUJER ADULTA DE 32 AÑOS. HACE CUESTIÓN DE 2 MESES TUVE QUE TOMAR LA PÍLDORA DEL DÍA DESPUES POR ROTURA DE UN MÉTODO DE BARRERA Y CONTRAINDICACIÓN MÉDICA DE UN NUEVO EMBARAZO YA QUE HACE POCO ME PRACTICARON UNA CESÁREA. EL DEBATE ESTÁ MUY BIEN , PERO TODO SE PUEDE VER DESE PRISMAS DIFERENTES. Y PUEDO HABLAR PORQUE SOY MADRE. TRAS LA ADMINISTRACIÓN DE LA PÍLDORA ESTUVE 3 DÍAS EN CAMA CON UNOS FUERTES DOLORES DE CABEZA Y VÓMITOS. ME SENTÍ COMO SI ME HUBIERA TOMADO UN BOTE DE ARSÉNICO. DESPUÉS DE ME EXPERIENCIA PIENSO QUE ES UNA MEDICACIÓN QUE REQUERIRÍA RECETA MÉDICA. (SIN CONSENTIMIENTO PATERNO SI HACE FALTA) PERO CREANME QUE ES UNA BOMBA. ME PARECE PARADÓJICO QUE UN ADOLESCENTE TENGA QUE ESPERAR A LOS 18 AÑOS PARA COMPRAR UNA BOTELLA DE MARTINI (ME PARECE FENOMENAL) Y LA PÍLDORA SE ADMINISTRE SELF- SERVICE. CREO QUE SE TENDÍA QUE REGULAR. NO SOLUCIONAMOS EL PROBLEMA DE BASE.

Anónimo dijo...

Cuando la pildora se administraba scon receta y en unos pocos sitios el problema era mucho mayor, quien decidia si la administraba o no lo hacia se negaba a veces en base a problemas de conciencia etc por lo cual era un mal trago para quien la solicitaba, un proceso largo (y el tiempoe s crucial) y dificil. Tu describes tu experiencia como si abortar por esas causas (muy justificadas) es "mejor" o "mas valido" que hacerlo por otros motivos. El caso es que los motivos no importan, y solo el hecho de que tu describas los tuyos con pelos y senyales hace ver que aun no es asi en esta sociedad. Por eso la pildora del dia despues ha de ser sin receta.