miércoles, 9 de mayo de 2007

Viajar con niños; de puerta a puerta

Muchos conductores tienen una tendencia enfermiza a magnificar sus logros automovilísticos. Cuando comento: "Aunque digan lo contrario, para ir de Uvas a Peras yo no tardo menos de dos horas; no sé cómo los demás llegan más rápido. Siempre me dicen que en una hora y cuarto ya están allí". Algún interlocutor me responde con cara displicente: "Pues yo, a veces, aún tardo menos". Supongo que debe estar habituado a circular como el conductor que les muestro .

Viajar con niños supone contar el "puerta a puerta". Eso lo aprendí de mi hermano mayor, residente en Bolivia, y de los muchos asiáticos que visito en mi consulta. La mayoría de la gente sólo comenta lo que tarda en coche o las horas de avión. Eso es una equivocación monumental, especialmente si se va con toda la familia. El viaje dura desde que se sale de la puerta de casa hasta que se llega a la puerta de la otra casa u hotel. Los papás saben con certeza cuál va a ser la duración del vuelo del avión. Si dura menos de lo previsto, mala pata, se ha estrellado.

El tiempo que se emplea desde salir de casa hasta el momento del despegue del avión puede ser interminable. La llegada, otro latazo. Pero no acaba aquí: Quizás haya que coger además un tren o un autobús hasta el destino final. Total un viaje entretenido, divertido y relajado. Y si se va con niños pequeños ya es la pera; llegas "como nuevo". En la foto, arriba, pueden ver a un paciente mío recién llegado de Japón haciendo terapia de relajación.


Papás, los viajes son de puerta a puerta. Otro día les contaré mi secreto para que el nene no dé el "co...azo" durante el vuelo.

1 comentario:

Julia dijo...

Muchas gracias por estos consejos. Espero ansiosa el otro post. Tengo hijos y para mi viajar con ellos es un suplicio. Planifiqué mi viaje para Murcia, este verano, una región de España. Para mi fue toda una sorpresa encontrar en su agenda cultural una sección dedicado a actividades con niños: www.murciaturistica.es/agendacultural
Estuvo muy bien. Pudimos realizar actividades en familia y el viaje nos gustó a todos